6 falsos platillos mexicanos

6 falsos platillos mexicanos
octubre 22, 2019 Daniel Berdejo

Hay comida que viaja con falso pasaporte mexicano en el extranjero. ¿A qué se debe?
1) A estereotipos, 2)porque es imposible cocinar mexicano en el extranjero a falta de ingredientes y, 3) por falsas apropiaciones industriales de nuestra comida.

Para que no te engañen, en HomFor te decimos qué platillos populares en el mundo no son mexicanos.

Comida Tex-Mex. Es un tipo de comida que es el resultado de la mezcla cultural entre la frontera texana y la mexicana. Fusiona el sistema estadunidense de fast-food con la nostalgia de cocinar mexicano. En esta categoría entran los tacos con lechuga, los burritos mal hechos (no como los originales de Sinaloa) o salsas en conserva extremadamente picantes. 

Tacos franceses. Esta versión de los “tacos” en realidad es una invención de los marroquíes. Se trata de un “taco” cuadrado con tortilla de harina calentada a la plancha. Adentro llevan carne, arroz, frijoles y aderezos a base de mayonesa no picantes. Se sirven envueltos con papel aluminio. Una cosa un poco exótica.

 

Fajitas. Es cierto que en diferentes partes de México puede significar varias cosas. La versión del centro es simplemente el corte del pollo, del puerco o de la res en tiras. No es un plato. Lo que definitivamente no son, es una especie de tacos con tortilla de harina, como lo piensan los europeos.

Gazpacho. Es muy común que en el extranjero se confunda a la comida española con la mexicana. Pero el gazpacho es la bebida o sopa fría que los españoles hacen con jitomate, vinagre, sal y hielos. Aunque cabe decir que en Michoacán existe un postre con el mismo nombre a base de frutas y queso cotija.

 

Aderezos a base de jalapeño. En la comida tradicional mexicana, por costumbre, comemos con salsas frescas. Las más típicas son la verde y la roja. Aunque también están la macha, la borracha y el guacamole (menos recurrentes que las primeras dos). Los aderezos de jalapeño son una invención para exportar el folclor de nuestras clásicas salsas.

Nachos. Si bien son de Coahuila, hay que aclarar la forma en que los consumimos. Los de bolsa (populares en Estados Unidos y Europa) los comemos en el cine con jalapeños. Hasta ahí. Y la versión original y fresca (o sea, la tortilla de maíz frita), también conocidos con totopos, se comen con frijoles refritos, salsas o guacamole. Una joya al paladar.

Licenciado en ciencias de la comunicación.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

×
Hola, Soy Ulises 🙂
¿Cómo te puedo ayudar?
Loading...